Santa Fe 1828 - Rosario (S2000AUD) / TEL FAX: 0341-4258187 / 0341-4241012

COMUNICACIÓN EN TIEMPOS DE PANDEMIA - EDITORIAL

COMUNICACIÓN EN TIEMPOS DE PANDEMIA - EDITORIAL
 
 
La comunicación la hacemos entre todos.
 

Entre tantas historias de angustias, pérdidas y proyectos truncos pero también adaptación, resiliencia y superación que nos deja el SARS-CoV-2 la comunicación entre la institución y sus matriculados y matriculadas puede parecer un tema menor. Sin embargo, el rol de primera línea que la bioquímica, en sus ramas clínicas y de investigación y desarrollo, ha asumido en la pandemia nos obliga a permanecer más en contacto que nunca.

Siempre es bueno recordar de dónde venimos para apreciar hacia dónde nos dirigimos. En 2019 nuestra profesión cumplió 100 años en Argentina y este año nuestro Colegio está cumpliendo 70 en Santa Fe. En 1920 se realizó la primera trasmisión radial en nuestro país y en 1951 la primera televisiva y en ambos años se dio por sobreentendido que la principal forma de comunicación de las instituciones profesionales sería la prensa escrita.

Desde 1999 Tiempo Bioquímico comunica en forma trimestral las actividades institucionales pero ya por entonces resultaba impensable que ese fuera nuestro único canal de comunicación; en el siglo XX el Colegio supo tener micros radiales en emisoras AM de Rosario y juntamente con el primer número de Tiempo Bioquímico nace nuestra presencia web en condiciones que hoy resultarían prehistóricas: PC con Windows 95, conexiones dial up, módems de 56 kb/s… y lo que entonces era una aventura de gente tecnófila hoy es la principal herramienta de interacción de las personas entre sí y con las instituciones.

No decimos nada nuevo cuando afirmamos que los tiempos de la prensa gráfica han dejado de ser prácticos; aún trabajando con el mayor de los empeños, la diagramación, impresión y el reparto domiciliario de una publicación como la nuestra insume quince días que en días de pandemia donde los asuntos nacen, se tratan y se resuelven en horas bien podrían ser quince siglos. El Colegio siempre intentó cubrir con publicidad los costos de diagramación e impresión pero un reparto domiciliario de calidad implica un costo cada vez más significativo y, por último, pero no por ello menos importante, cualquier publicación electrónica tendrá un impacto medioambiental mucho menor que cualquier publicación tradicional. En cuanto a la comunicación la pandemia sólo aceleró un proceso inexorable.

Hoy nuestro Colegio posee una web de referencia, está presente en las redes sociales y comunica en tiempo real sus actividades mediante mailing, contando para todas esas plataformas con las personas adecuadas para un desarrollo profesional. Sin embargo, del mismo modo que todo el proceso de redacción, armado y distribución de Tiempo Bioquímico quedaba en la nada cuando el o la destinataria de nuestra revista la hacía a un lado sin mirarla, todos nuestros esfuerzos digitales quedan en la nada cuando los bioquímicos y las bioquímicas ignoran la existencia de la página o borran los correos sin leerlos.

En el caso de las campañas de vacunación para el SARS-CoV-2 desarrolladas en forma conjunta entre la Provincia de Santa Fe y los colegios profesionales nuestro Colegio efectuó la máxima difusión. Considerando que, si bien muchos colegas que se desempeñan en los ámbitos hospitalarios, sanatoriales y laboratorial de alta complejidad estaban siendo vacunados, también existían muchos que se desempeñan en laboratorios pequeños y medianos que no tenían acceso e hicimos todo lo que estuvo a nuestro alcance para permitir la vacunación de los mismos, partiendo de la premisa obvia que las vacunas son un recurso escaso manejado por los gobiernos Nacional y Provincial. Esta situación no hace más que ratificar lo anteriormente enunciado sobre la importancia de que los profesionales estén al tanto de lo que el Colegio realiza.

Empezamos hablando de la comunicación gráfica para pasar a la digital pero queremos concluir recordando una vez más que el Colegio no es un edificio, ni una revista o un correo electrónico. El Colegio somos personas que defendemos nuestra profesión y la única forma de lograrlo es con el compromiso y la participación de todos los profesionales bioquímicos... que arranca con algo tan simple como leer una revista, un mail o visitar una página web.

 
 
Volver